El conocido como pie de atleta es una de las dolencias más tratadas por los expertos en podología deportiva en Manresa. Comenzando por el principio, debes saber que esta enfermedad del pie encuentra su causa en un hongo. Un hongo que se aprovecha del ambiente cálido y húmedo propio de las zapatillas, los calcetines y de la propia sudoración del pie mientras se hace deporte.

Aunque la mayoría de estos hongos que son tratados en las consultas de podología deportiva en Manresa afectan a los dedos de los pies, no es su única zona de afectación. Los talones, las palmas de las manos y las zonas de entre los dedos de las manos son otras zonas donde este hongo puede aparecer. Asimismo, otra de las curiosidades de esta dolencia es que afecta una mayor proporción a los varones, tanto adolescentes como adultos. Ante la aparición de este tipo de hongo hay que estar alerta, dado que la propagación se puede desarrollar por el resto del cuerpo.

La piel seca escamada, la aparición de ampollas y el picazón son los principales síntomas de esta dolencia. Unos síntomas ante los que hay que acudir al especialista para evitar una propagación o un agravamiento de la zona afectada.

La limpieza de los pies y su aseo diario, tratar de mantener secos los pies especialmente en la zona de entre los dedos, el uso de calzado que permita una correcta transpiración y evitar las duchas públicas son algunas precauciones a tomar para evitar el conocido como pie de atleta. Precauciones a las que debes sumar el uso de los calcetines de algodón.

El Podólogo Joan Franch si de algo sabe es de pies. Pide cita y trata tus dolencias del pie antes de que haya que lamentar daños mayores. En esto de la podología, más vale prevenir que curar. Nuestros pacientes, nuestros mejores avales.